• ¿Qué pruebas necesito para demostrar y denunciar el acoso laboral de un compañero?

  • El acoso laboral, también conocido como mobbing, es un problema que afecta a millones de personas en el mundo y, contrario a lo que se puede pensar, sus víctimas no solo son personas del género femenino, sino también del masculino. Por suerte, en nuestro país los trabajadores tienen derechos que los protegen frente a este tipo de situaciones que, en la mayoría de ocasiones, se produce entre compañeros de jerarquías laborales distintas. Y es que, por lo general, la persona que tiene un puesto más alto en la empresa siempre trata de “someter” a aquellos que están por debajo de él en la jerarquía, llegándolos a forzar a hacer cosas que no quieren, de una forma u otra. Si tú eres una de las tantas víctimas del mobbing, no te preocupes pues aquí te ayudaremos a demostrar y denunciar tu situación particular de acoso laboral.

    Antes de nada, hay que dejar bien en claro que el acoso laboral no es más que una práctica mediante la cual una persona comete un acto de violencia psicológica contra otra. Las razones y las maneras de llevar a cabo un acoso laboral son muy diversas, aunque esta práctica se suele ejecutar con el fin de intimidar, perturbar o forzar al trabajador a hacer algo que no quiere. Por ejemplo, a renunciar a su trabajo y de esa forma irse sin cobrar lo que le corresponde por despido, lo cual es algo muy común que sucede en una de cada 3 empresas.

    El acoso laboral se clasifica como vertical cuando la persona que lo práctica tiene una jerarquía mayor en la empresa que la víctima. Si son de la misma jerarquía, entonces se denomina acoso laboral horizontal. Pero si el acosador se encuentra por debajo del acosado en la jerarquía, el acoso laboral recibe el epíteto de descendiente. Muchos expertos han encontrado importantes similitudes entre el acoso laboral y el escolar, por lo que suelen denominar al primero como bullying laboral. Este acto se puede considerar un delito pues atenta contra el bienestar de la víctima y la hace somatizar patologías que la afectan hasta en su entorno familiar.

    ¿Eres una víctima del acoso laboral? Esto es lo que debes hacer

    Si ya estás padeciendo los males del acoso laboral, ya sean psicológicos o patológicos, entonces lo primero que deberías hacer es acudir a un especialista en el área (psicólogo o médico, según sea el caso). Recuerda que lo primero siempre será tu salud y, por ello, debes empezar a sanar cuanto antes. Además, la visita a un especialista para ayudar a superar las consecuencias del acoso laboral, te servirán como base o antecedente con el que puedes sustentar tu denuncia de acoso laboral. Eso sí, antes de proceder con la demanda, lo mejor es que notifiques la situación a los representantes legales de los trabajadores de la empresa o, en su defecto, al Comité de Seguridad y Salud.

    Así, el comité podrá investigar la situación de acoso y aplicar las medidas correspondientes para frenarla. Lo ideal es que dejes por escrito la notificación de acoso laboral que has hecho a la empresa para tener otra en la sustentar la denuncia. Por otro lado, recopila todas las fotos, vídeos o audios que puedan servir como una prueba fehaciente del acoso laboral. Si puedes, apóyate en las cámaras de seguridad de la empresa para intentar demostrar de forma clara el acoso.

    Cómo llevar a cabo una denuncia por acoso laboral

    Llegados a este punto, tienes que decidir cómo quieres denunciar el acoso laboral: vía administrativa (ante la Inspección de Trabajo) o vía judicial. Por la vía judicial, el juez puede aplicar medidas sociales que impidan al acosador seguir llevando a cabo el acoso laboral e incluso puede permitir al acosado culminar tajantemente la relación laboral, en cuyo caso la empresa deberá pagar al trabajador como si fuese un despido improcedente y este cobrará la prestación por desempleo. También se puede aplicar la jurisdicción penal, en la cual el acosador puede ser privado de su libertad, en caso de que el acoso laboral se bastante grave y amerite tal sentencia. Por supuesto, denunciar vía administrativa sería la solución más salomónica, ya que se podría llegar a un acuerdo entre todas las partes implicadas y frenar el acoso laboral sin que se tomen medidas radicales.

    Artículos Relacionados
    ¿Qué pasa con los trabajadores de una empresa en liquidación o concurso de acreedores?

    Todos los trabajadores de una compañía se preocupan cuando se enteran de que la compañía para la cual laboran ha entrado en un proceso de concurso con los acreedores de sus deudas, puesto que esto puede suponer el cese del ... Leer más

    Tipos de mobbing o acoso laboral

    Son varias las expresiones de acoso que pueden tener lugar en un centro de trabajo Cada día se habla más de acoso laboral o mobbing como también se le llama.  Esta práctica, que no es reciente, es en la actualidad ... Leer más

    ¿Qué ocurre con el trabajador en caso de jubilación, fallecimiento o incapacidad del empresario?

    Aunque es una situación realmente inusual y poco probable, existen trabajadores que se han encontrado en la situación de que el desempeño de sus funciones laborales se ve interrumpidas por el anuncio del retiro del empresario el cual ha llegado ... Leer más

    ¿Qué clases de despido hay en España?

    Los despidos cada vez son más comunes en nuestro país y ya se ha vuelto raro ver a una persona que permanezca en una misma compañía por más de diez años. Las socio-culturales de esto son complicadas de explicar, pero ... Leer más

HAGA CLICK AQUÍ PARA LLAMARNOS